martes, 23 de diciembre de 2014

Circuito cerrado - John Crowley (2013)

Circuito, cerrado, John, Crowley* Título original - Closed Circuit
* Año - 2013
* Duración - 96 min.
* País - Reino Unido
* Director - John Crowley
* Guión - Steven Knight
* Música - Joby Talbot
* Fotografía - Adriano Goldman
* Montaje - Lucia Zucchetti
* Producción - Tim Bevan, Chris Clark y Eric Fellner
* Productora - Coproducción Reino Unido-USA; Focus Features / Working Title Films
* Género - Thriller, Drama judicial
* Reparto - Eric Bana, Rebecca Hall, Jim Broadbent, Ciarán Hinds, Riz Ahmed, Lee Asquith-Coe, Kenneth Cranham, Evie Wray, Barbora Bobulova, Doug Allen, Jemma Powell, Luing Andrews, Ignacio Guirado, Santi Scinelli, Mark Badham


Steven Knight escribe el guión y John Crowley dirige esta mezcla entre el thriller y el drama judicial con un sangriento atentado terrorista de fondo. Eric Bana y Rebecca Hall dan vida a los dos abogados que se harán cargo de la defensa del principal sospechoso, en un proceso mucho mas complejo de lo que en principio pueda parecer. Un trabajo un tanto irregular en algunos momentos, pero de una excelente factura.

Circuito, cerrado, John, Crowley

Sinopsis: Unos terroristas suicidas hacen detonar un furgón cargado de explosivos en un concurrido mercado de Londres. Pocos meses después va a comenzar el juicio contra el sospechoso de ser jefe de la cédula terrorista y organizador del atentado, para cuya defensa son elegidos Martin Rose (Eric Bana) y Claudia Simmons-Howe (Rebecca Hall), dos abogados que tuvieron una relación en el pasado. Pero lo que ambos no imaginan es la enorme presión a la que serán sometidos por los oscuros intereses que hay tras el caso.

El director: John Crowley es un director de televisión, teatro y cine irlandés, nacido en 1969. Tras obtener una licenciatura en filosofía en la Universidad de Cork, donde comenzó a involucrarse en el mundo del teatro, viéndolo como un trampolín para algún día llegar a dirigir lo que mas le atraía, una película. Comenzó a dirigir obras de teatro en Dublín en los años 90, llegó al West End de Londres en 1996 y, finalmente se convirtió en director asociado en el Donmar Warehouse.

Circuito, cerrado, John, CrowleyEn el año 2000 dirigió la adaptación al cine de la obra de teatro corta homónima de Samuel Beckett, un trabajo minimalista sobre tres mujeres sentadas en un banco. Su opera prima llegó en 2003 y se llamó 'Intermission'. Se trata de una comedia de acción ambientada en Dublín y protagonizada por Colin Farrell, Cillian Murphy y Kelly MacDonald. Su siguiente trabajo fue la excelente 'Boy A' (2007), un drama sobre un chaval de 24 años que sale de la carcel donde ha pasado gran parte de su vida por un asesinato que cometió cuando era menor. Está interpretada por Andrew Garfield, Peter Mullan y Siobhan Finneran. En el 2009 estrenó '¿Hay alguien ahí?', una comedia dramática sobre un niño de diez años que vive en una casa que sus padres han convertido en residencia para el cuidado de ancianos. En el reparto figuran Michael Caine, Bill Milner, David Morrissey, Anne-Marie Duff, Rosemary Harris y Thelma Barlow.

Su último trabajo ha sido 'Circuito cerrado', de la que os hablamos hoy. Actualmente trabaja en la película 'Brooklyn', una comedia dramática ambientada en los años 50, en la que lleva a la pantalla el guión que Nick Hornby realiza de una novela de Colm Toibin, En su reparto figuran Saoirse Ronan, Emily Bett Rickards, Domhnall Gleeson, Paulino Nunes, Aine Ni Mhuiri, Emory Cohen, Jenn Murray, Eve Macklin y Jim Broadbent.

La película: No cabe ya la menor duda a estas alturas de que el nombre de John Crowley ha de ser seguido con atención por los que amamos este arte. El director ya ha mostrado en mas de una ocasión de lo que es capaz, dándole a sus trabajos un toque característico, además de una gran calidad. En esta ocasión vuelve a realizar un trabajo de una calidad indudable. Su nombre es 'Circuito cerrado' y nos cuenta una inteligente trama que gira en torno a un atentado y el juicio posterior del sospechoso de ser su celebro.

Lo primero que llama la atención de el es la extraordinaria habilidad que tiene para crear una atmósfera que, por si sola, es capaz de inquietar al espectador, introduciéndolo en la oscura trama que mueve el film y potenciándola de forma brillante. De la calidad de su trabajo no nos queda ninguna duda, aunque hay que decir que en mi opinión, el resultado final podría haber sido bastante mejor, no ya por el trabajo realizado por Crowley, sino por el desarrollo del guión.

Y es que resulta bastante frustrante comprobar como Steven Knight ha sido capaz de crear un libreto bastante inteligente, mas de lo que lo son muchos, pero carente de algo mas de alma, un poco mas de fuerza que hubiera elevado su trabajo, y por consiguiente el del director, a ese nivel en el que una película ya no se olvida tras su visionado. Parte de ese alma la da el ritmo de la cinta, un tanto pausado durante demasiados minutos y donde el suspense no acaba de ser explotado como debiera. Su final es la otra parte mejorable, no porque no sea creíble, que lo es, sino por resultar algo desangelado su desenlace, además de poco desarrollado.

Circuito, cerrado, John, Crowley

A pesar de todo lo expuesto, la historia que se nos cuenta es bastante buena, se sigue con bastante atención y su director es capaz de sacarle bastante jugo. Los aspectos técnicos están cuidados con esmero, como la excelente fotografía de Adriano Goldman, capaz de fomentar ese desasosiego que el trabajo lleva implícito desde su comienzo, contribuyendo con tonos oscuros y apagados a la creación de los escenarios propicios.

En cuanto al reparto, la mayoría cumple con buen nivel, como suele ocurrir en la mayoría de las producciones que nos llegan desde las islas. Si prestamos atención a sus protagonistas principales, tenemos a un Eric Bana, que sin ser un actor que se encuentre entre mis preferidos, si que realiza aquí un magnífico trabajo, no desentonando en ningún momento. Su compañera Rebecca Hall hace lo propio con su papel, aunque este no le de excesivas oportunidades de lucirse. Destacan también los papeles de Ciarán Hinds, Jim Broadbent y Riz Ahmed.

Conclusión: 'Circuito cerrado' es uno de esos casos en los que se ha estado muy cerca de realizar una obra brillante. En este caso en concreto, es su irregular guión el que lo impide, aunque John Crowley consigue realizar un gran trabajo para entregarnos una película que merece la pena disfrutar. Lastima su falta de garra en algunos momentos, ya que la historia es lo suficientemente atrayente como para que el resultado fuese mucho mejor. Por cierto, si el guionista hubiese escrito su final con algo mas de valentía, mojándose un poco mas, la sensación final sería muy diferente. En otra ocasión será.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...