domingo, 29 de marzo de 2015

Oculus: El espejo del mal - Mike Flanagan (2013)

Oculus, Mike, FlanaganTítulo original - Oculus
Año - 2013
Duración - 105 min.
País - Estados Unidos
Director - Mike Flanagan
Guión - Mike Flanagan, Jeff Howard
Música - The Newton Brothers
Fotografía - Michael Fimognari
Montaje - Mike Flanagan
Producción - Marc D. Evans y Trevor Macy
Productora - Intrepid Pictures / Blumhouse Productions / WWE Studios
Género - Terror, Thriller, Intriga
Reparto - Karen Gillan, Brenton Thwaites, Katee Sackhoff, Rory Cochrane, Annalise Basso, Garrett Ryan Ewald


Mike Flanagan dirige, monta y escribe el guión junto a Jeff Howard, de este interesante trabajo en el que la intriga  es su principal ingrediente, recordando en muchos momentos al cine que se hacía en otra época. Un producto muy alejado del que utiliza la sangre como razón de ser, perfectamente filmado y montado, que a buen seguro gustará mas a los aficionados al cine clásico de terror que a los incondicionales de los productos que se realizan en la actualidad.

Oculus, Mike, Flanagan

Sinopsis: Tim (Brenton Thwaites) está a punto de salir del sanatorio donde fue internado cuando aún era un niño. Un extraño y traumatizante suceso hizo que quedara huérfano, hecho por el que ha permanecido tanto tiempo internado, pero ha conseguido superarlo y vuelve a ser libre. Pero su hermana Kaylie (Karen Gillan), no está dispuesta a que todo quede así, por lo que pretende demostrar que un extraño espejo que compró su padre para su despacho, es el verdadero causante de la desgracia que asoló a su familia.

El director: Mike Flanagan es un director, guionista y editor estadounidense nacido en Salem, Massachusetts, en 1978. Su padre estaba en la Guardia Costera de los Estados Unidos,por lo que su familia se mudaba con frecuencia. Aunque sólo vivió brévemente en Salem, dejó una enorme huella en él, por lo que mantendría un interés permanente, tanto en los juicios de Salem, como en numerosos temas asociados, como las historias de fantasmas y la ficción del horror. Flanagan eventualmente terminó en Maryland, donde asistió a la Universidad de Towson, donde se graduó con una licenciatura en Electronic Media & Film, con especialización en Teatro.

Oculus, Mike, FlanaganLas películas de estudiantes de Flanagan estaban más orientadas hacia el melodrama que hacia el cine de terror. Más tarde las definiría como "no apta para el consumo público", aunque añadió que eran "increíbles experiencias de aprendizaje". Su primera película dirigida después de la graduación, Los fantasmas de la calle Hamilton (2003), fue filmada en Maryland y contó con un reparto de actores locales, incluyendo a Scott Graham, a quien conoció en Towson Flanagan. Mas tarde Graham interpretó el mediometraje de 30 minutos Oculus: Chapter 3 - The Man with the Plan (2006), donde Matthew Reynolds y Joe Wicker completan el reparto. Su primer largometraje fue Absentia (2011), para el que se realizó una campaña reuniendo fondos. Salió directamente en Dvd, pasando en principio desapercibido, pero cuando Netflix lo ofreció en su servicio de streaming, alcanzó una gran popularidad.

Tras Oculus: El espejo del mal, Mike Flanagan trabaja en Before I Wake, un nuevo trabajo de terror sobrenatural que nos cuenta la historia de un niño cuyos sueños y pesadillas se manifiestan físicamente cuando él duerme. En su reparto aparecen nombres como Kate Bosworth, Thomas Jane y Annabeth Gish, esperándose su estreno para este mismo año.

La película: He de reconocer que me he llevado una grata sorpresa con el segundo largometraje de Mike Flanagan, un trabajo que se aleja bastante de los cánones que en los últimos tiempos se han instalado en un género bastante trillado. En lugar de dar el protagonismo a la sangre y a las vísceras, al susto fácil y a las subidas incontroladas de volumen, el director ha optado por ofrecernos un producto en el que la intriga se erige como su principal protagonista, algo que como es natural, no agradará a todos los aficionados del género, ni muchísimo menos.

Oculus, Mike, Flanagan

Pero si eres de los que disfrutabas con las películas clásicas de terror, esta es una buena oportunidad para disfrutar de un trabajo que, una vez pasado su comienzo, que dista mucho de ser lo mejor de el, se revela como una opción de bastante calidad, perfectamente filmada y muy entretenida. Hablar de Oculus es hablar de Mike Flanagan, no solo responsable de la dirección y el guión (escrito junto a Jeff Howard), sino de uno de los grandes aciertos de este trabajo, su magnífico montaje.

Y es que la película se enriquece por la forma en la que está contada, mostrándonos paralelamente dos historias ocurridas en un mismo lugar, con los dos mismos protagonistas, los hermanos Tim y Kaylie Russell, una con anterioridad a los hechos que destrozaron la familia cuando eran niños, por lo que aparecen sus padres también, y otra en el intento de Kaylie por demostrar la verdad, ocurrida en la actualidad. Por ello, el conjunto entre el magnífico libreto, el excelente montaje y la maestría con la que el director consigue plasmar ambas historias en la pantalla, son los grandes protagonistas de esta película.

El uso de la cámara que hace el director está metódicamente calculado, lo que unido a la también brillante fotografía de Michael Fimognari (96 Minutes, Tiempo de venganza, Jessabelle), hacen que continuamente asistamos a planos en los que se nos muestran el máximo posible de detalles. Buenos ejemplos de ello son el esfuerzo realizado para mostrar a nuestros protagonistas con el famoso espejo siempre presente o los diferentes puntos de referencia que el espectador ha de tener en las escenas en las que a la vez que asistimos a lo que ocurre, vemos lo que graban las cámaras colocadas a través de los monitores.

Oculus, Mike, Flanagan

En cuanto a la banda sonora, es obra de The Newton Brothers. Se trata de un total de 36 temas creados para la ocasión que casan bastante bien con la película, además de estar perfectamente integradas en ella. Si dirigimos la mirada hacia su reparto, el nivel general es bastante aceptable, aunque tampoco se pueda adular en exceso a casi ninguno de ellos. Los que mejores resultados obtienen son Annalise Basso y Garrett Ryan, que interpretan a los hermanos Russell de jóvenes, además de la brillante interpretación de Katee Sackhoff como Marie Russell, la madre de los pequeños. Brenton ThwaitesKaren Gillan interpretan a los hermanos Russel en la actualidad, Rory Cochrane da vida a Alan Russell, el padre de nuestros protagonistas y James Lafferty hace lo propio con Michael, la pareja de Karen.

Conclusión: Oculus: El espejo del mal es un trabajo que dejará con la mosca detrás de la oreja a muchos de los seguidores del género del terror actuales. Su falta de violencia puede llegar a ser imperdonable para ellos, aunque en mi modesta opinión estamos ante una magnífica opción si lo que buscamos es un trabajo donde la intriga es su principal protagonista, mas parecido a lo que antes se veía antes en el género, que a lo que ahora sufrimos en multitud de ocasiones. Oculus apenas te hace pasarlo mal, pero te atrapa en su trama gracias a la forma en la que está filmada y montada, dejando un magnífico sabor de boca si sabes con anterioridad a lo que te enfrentas.



Oculus, Mike, Flanagan

Fuentes consultadas: Filmaffinity, Imdb, Wikipedia y Youtube

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...