martes, 9 de junio de 2015

Sangre fácil - Joel Coen (1984)

Sangre fácil, Coen, BloodTítulo original - Blood Simple
Año - 1984
Duración - 96 min.
País - Estados Unidos
Director - Joel Coen
Guión - Joel Coen, Ethan Coen
Música - Carter Burwell
Fotografía - Barry Sonnenfeld
Montaje - Roderick Jaynes y Don Wiegmann
Producción - Joel Coen y Ethan Coen
Productora - Foxton Entertainment / River Road Productions
Género - Thriller. Cine negro | Neo-noir. Crimen. Película de culto. Cine independiente USA
Reparto - John Getz, Frances McDormand, Dan Hedaya, Samm-Art Williams, M. Emmet Walsh, Deborah Newmann


Joel Coen escribió junto a Ethan Coen, y dirigió, la primera piedra que estos geniales cineastas pusieron en su ya extensa trayectoria. Un trabajo dentro del que para muchos es el género en el que mas brillan, el cine negro, que sirve como un perfecto y genuino catálogo de muchas de las características que dan alma propia a su cine. Una historia sencilla contada de forma magistral, donde son protagonistas el amor, los celos, las infidelidades, la traición, el asesinato, y sobre todo, la Sangre fácil. Como yo siempre digo, si es de los Coen, como mínimo merece la pena verla, llegando a ser con un poco de suerte, un trabajo inolvidable.

Sangre fácil, Coen, Blood

Sinopsis: En el corazón de Texas, una joven y seductora esposa llamada Abby (Frances McDormand), cae en los brazos de Ray (John Getz), uno de los empleados de su marido Julian Marty (Dan Hedaya). Convencido por un detective privado llamado Loren Visser (M. Emmet Walsh) de la infidelidad de su mujer y obsesionado por el engaño, Julian se decide a encargar al detective el asesinato de los amantes. Pero lo que en apariencia es un trabajo sencillo, se convertirá en una auténtica pesadilla para todos los implicados en la historia.

La película: Hay directores que en sus primeros trabajos experimentan y van derivando poco a poco hacia un estilo mas o menos definido, hay otros en los que sus primeros trabajos son los que realmente resultan innovadores, y que van acomodándose poco a poco a lo que exige el público perdiendo gran parte de su identidad con el tiempo, y hay otro tipo de cineastas, dentro de los que yo incluyo a los hermanos Coen, a los que desde un primer momento se le adivinan ciertas particularidades que raramente abandonan ya en toda su carrera, tienen muy claro lo que quieren hacer y simplemente van puliendo ciertos detalles conforme ganan experiencia.

Sangre fácil, Coen, Blood

En esta Blood Simple, la que supone el primer trabajo de los Coen, se sientan las bases que su cine seguirá en adelante, al menos en gran parte de su filmografía. Su guión, que resulta poco elaborado en algunos momentos, o al menos, que dispone de escenas a las que se les podría haber sacado mas jugo, consigue sin embargo que el espectador asista boquiabierto a toda la trama, encontrando en el pocas fallas o bajadas clamorosas de ritmo, siendo su enorme suspense e intriga y sus efectivos giros en la trama, sus características mas destacables.

Pero da la casualidad de que hay historias, entre las que se encuentra la que nos cuenta este film, que no necesitan de excesivos alardes narrativos para resultar efectivas y convincentes, sobre todo si quien te las va a contar es capaz de sacar de cada linea, de cada párrafo, de cada capítulo, el máximo jugo posible, gracias a la magnífica forma de plasmarlo en imágenes y de utilizar todo lo que cada escenario es capaz de ofrecer. Parte fundamental de que esto sea posible es el uso que se hace de la cámara, algo que tratándose del cine de los Coen, raro es que no nos regale un buen puñado de genialidades y de planos de todo tipo, que permanecerán en nuestra memoria por mucho tiempo.

Sangre fácil, Coen, Blood

Por ello resulta fundamental el trabajo en la fotografía de Barry Sonnenfeld (Tira a mamá del tren, Cuando Harry encontró a Sally..., Misery), que repitió trabajando con los Coen en Arizona Baby (1987) y Muerte entre las flores (1990), hasta que se pasó a la dirección, campo en el que para mi gusto, ha bajado sus prestaciones (La familia Addams, Cómo conquistar Hollywood, la saga de Men in Black, etc.). En esta ocasión nos regala innumerables imágenes para el recuerdo, fomentadas en muchos momentos con la parsimonia con la que Joel filma ciertas escenas. Pero claro, entre que es la ópera prima de los cineastas y que es algo que forma parte de su cine, aunque a día de hoy lo realicen con mas tacto y suavidad, acaba convirtiéndose en una de las peculiaridades de la película, en una de sus señas de identidad.

La banda sonora de la película corre a cargo de Carter Burwell (Dioses y monstruos, Adaptation 'El ladrón de orquídeas', Cómo ser John Malkovich, etc.), un habitual a posteriori en el cine de los Coen, que al igual que ellos, debutaba en el cine con este trabajo. Se trata de una banda sonora experimental y bastante oscura, cuyo tema principal es una melodía a piano. Muy interesante, tanto en el transcurso de la película como por separado. Os dejo gran parte de ella.


Si dirigimos la mirada hacia su reparto, hay que destacar que el nivel varía según a que actor o actriz tengamos en cuenta. Lo encabeza una Frances McDormand que interpreta a Abby, el centro de toda la batalla a la que asistiremos en el film. Su trabajo es bastante convincente, aunque no llega a los niveles que demostró en la posterior Fargo; junto a ella tenemos a John Getz que da vida a Ray, un hombre callado y pensativo que caerá en las redes de la dulce Abby. Su interpretación es resultona, aunque es de los que menos me convence, habiendo algunos momentos en los que resulta algo forzada; Dan Hedaya interpreta correctamente a Julian Marty, el celoso marido de Abby que regenta un bar tejano con bailarinas de salón. Su desconfianza hacia su mujer lo hará contratar al cuarto en discordia, un detective privado llamado Loren Visser, que es interpretado a la perfección por M. Emmet Walsh. Destaca por distar mucho del típico detective, además de ser frío, calculador y muy avaricioso.

Sangre fácil, Coen, Blood

Conclusión: Sangre fácil supone un interesantísimo debut de dos cineastas a los que sigo desde entonces, ya que su cine tiene identidad propia y te gustará mas o menos en cada película, pero nunca te dejará indiferente si te apasiona como a mi la forma de contar historias que tienen los Coen. Pero tampoco hemos de olvidar que estamos ante una ópera prima, por lo que es innegable que tiene sus fallos, todos ellos perdonables, eso si, pero los tiene. Una historia de amor, engaño, violencia y una enorme tensión que se apodera del espectador desde el primer instante para no dejarlo ya hasta su final. Cine seco, sarcástico, que juega con sus personajes como hace la vida a diario con multitud de personas, y que pueden tener claro que nunca deja indiferente, ya sea para bien o para mal. El cine de los Coen, que ya es decir.


Los directores: Joel David Coen (29 de noviembre de 1954) e Ethan Jesse Coen (21 de septiembre de 1957), conocidos profesionalmente como los hermanos Coen, son unos cineastas estadounidenses. Ganadores del premio Óscar en cuatro ocasiones, y autores de comedias (Raising Arizona, El gran salto, O Brother, Where Art Thou?, Burn After Reading), de películas de cine negro (Miller's Crossing, The Man Who Wasn't There, Blood Simple, No Country for Old Men) y también de películas en las que mezclan ambos géneros (Fargo, El gran Lebowski, Barton Fink).

Ambos colaboran en la escritura, producción y dirección de sus películas, si bien es frecuente que Joel aparezca como director e Ethan como productor en los títulos de crédito. En la industria cinematográfica, de hecho, se les conoce por el apodo de "el director bicéfalo" (the two-headed director). Usan el seudónimo Roderick Jaynes para algunos de los montajes de sus películas. Muchos actores que han trabajado con ellos cuentan la anécdota de que al estar tan compenetrados, al hacer una pregunta, sobre el guion o sus personajes a cada uno de ellos, reciben exactamente la misma respuesta de cada hermano.

Sangre fácil, Coen, Blood

Los hermanos Coen se han convertido en los mayores exponentes del cine independiente norteamericano. Capaces de hacer películas que entusiasman a los críticos, ofrecen, también, una vertiente de atracción del gran público. Para sus películas cuentan con cierto equipo y actores que los acompañan frecuentemente, entre ellos se incluyen John Turturro, Michael Badalucco, Holly Hunter, Steve Buscemi, Frances McDormand, John Goodman, Jon Polito y George Clooney (cada uno ha aparecido en al menos tres producciones de los Coen).

Filmografía: 

Sangre fácil, Coen, Blood1984 Sangre fácil
1987 Arizona Baby
1990 Muerte entre las flores
1991 Barton Fink
1996 Fargo
1998 El gran Lebowski
2000 O Brother!
2001 El hombre que nunca estuvo allí
2003 Crueldad intolerable
2004 Ladykillers
2006 Paris, je t'aime (segmento "Tuileries")
2007 No es país para viejos
2008 Quemar después de leer
2009 Un tipo serio
2010 Valor de ley
2013 A propósito de Llewyn Davis
2016 Hail, Caesar! (post-producción)

Sangre fácil, Coen, Blood

Fuentes consultadas: Filmaffinitty, Imdb, Wikipedia y Youtube

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...