viernes, 10 de enero de 2014

Adivina quién viene esta noche - Stanley Kramer (1967)

Título original - Guess Who's Coming to Dinner
Año - 1967
Duración - 108 min.
País - Estados Unidos
Director - Stanley Kramer
Guión - William Rose
Música - Frank DeVol
Fotografía - Sam Leavitt
Producción - George Glass, Stanley Kramer
Productora - Columbia Pictures
Género - Drama, Comedia, Romantica
Reparto - Spencer Tracy, Sidney Poitier, Katharine Hepburn, Katharine Houghton, Cecil Kellaway, Beah Richards, Roy Glenn, Isabel Sanford, Virginia Christine, Alexandra Hay, Barbara Randolph


Stanley Kramer nos ofreció la oportunidad de ver de nuevo frente a frente a Spencer Tracy y Katharine Hepburn que, acompañados en esta ocasión por el genial Sidney Poitier y Katharine Houghton, interpretan esta pequeña joya que trata un tema que por desgracia jamas queda obsoleto, el racismo.


Joanna Drayton (Katharine Houghton) es una chica que pertenece a una familia acomodada estadounidense bastante liberal y sin prejuicios raciales. Pero después de presentarse en casa de sus padres Christina (Katharine Hepburn) y Matt Drayton (Spencer Tracy), acompañada por un médico afroamericano llamado John Prentice (Sidney Poitier) con el que pretende casarse, comienzan las dudas del padre sobre si este hecho solo le traerá problemas a su querida hija.

Si quisiera explicar brevemente lo que es la química entre dos actores, uno de los mejores ejemplos que podría utilizar es el de la pareja formada por Katharine Hepburn y Spencer Tracy. Ademas de compartir sus vidas privadas nos dejaron para la posteridad nueve colaboraciones totalmente recomendables. Títulos como "La Mujer Del Año" (1942), "Mar De Hierba" (1947), "El Estado De La Unión" (1948) o "La Costilla De Adan" (1949) sirven como claros ejemplos de la complicidad con la que llenaban cualquier película en la que actuasen. La que hoy nos ocupa fue su ultima película juntos.

Estamos ante una película que bien podría ser considerada como una obra de teatro. Un excelente guion, unos escenarios simples pero muy hermosos y unas prodigiosas interpretaciones son sus grandes bazas. Ademas del trabajo de estos dos colosos de la pantalla destaca el de Sidney Poitier que aun sin poderles hacer sombra es digno de mención. Para el recuerdo queda la escena en que el padre ve por primera vez al doctor de color. La expresividad de ese rostro es la definición de lo que para mi es ser un gran actor. Su última gran obra.

Lógicamente tenemos que tener en cuenta la época en la que se realizo la película para entenderla bien. Hoy día se ha mejorado en ese aspecto aunque sigue existiendo xenofobia y odio hacia muchos grupos de personas, ya sea por su raza, religión, orientación social, etc... En su momento fue una decisión muy valiente realizarla, de eso no hay ninguna duda y hay que destacar que aborda el racismo desde el punto de vista de dos familias de diferentes razas, cada una con sus puntos de vista diferentes, pero con un "problema" en común.


La película obtuvo dos Oscars de la academia, a la mejor actriz (Katharine Hepburn) y al mejor guion original (William Rose).

En definitiva un deleite poder disfrutar de este maravilloso trabajo, donde de una manera dulce se tocan temas peliagudos. Una oportunidad de ver un exponente de ese cine que invita a pasar una tarde con unas buenas palomitas en casa. Cine de altura, escrito con letras mayúsculas que si es interpretado por esta pareja, pues mejor que mejor.

Os dejo una de sus escenas para que si queréis, os hagáis una idea de lo que hablo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...